Decorar un ambiente puede resultar una tarea muy intimidante. Ya sea que te mudas a una casa nueva o que quieras renovar la tuya. Hay reglas simples que te ayudarán en el proceso.

1) Empieza de a pocos y desde cero

Primero deberás definir la función de la habitación y el estilo que le quieras dar. Resalta la arquitectura del espacio, escoge una paleta de colores y piensa en los miembros de tu familia y cómo lo usarán.